arrow
Haz click aquí para copiar la URL

Un cadáver a los postres

7,2
11.571
votos
Sinopsis
El excéntrico multimillonario Lionel Twain invita a cenar a su castillo a los cinco detectives más importantes de la historia: el chino Sidney Wang, el neoyorquino Dick Charleston, la inglesa Jessica Marbles, el belga Milo Perrier y el norteamericano Sam Diamond, que llega acompañado de su rubia secretaria. Después de ser recibidos por un mayordomo ciego (Alec Guiness), Twain les explica durante la cena el motivo de la reunión: a ... [+]
Críticas ordenadas por:
1 2 3 4 5 10 14 >>
5 de junio de 2006
70 de 80 usuarios han encontrado esta crítica útil
Excepto el el desenlace de la historia, que por más veces que lo he visto aun no lo he pillado (aunque supongo que se debe tratar de una parodia de las novelas de detectives, en las que la aclaración del caso viene por senderos tortuosos y casi incomprensibles, de tan pillados por los pelos), es ésta una de las películas que más veces me han hecho reír, y además con todas las ganas. Los personajes paródicos son del todo geniales, pero en concreto yo me quedo con los interpretados por Alec Guinness (el mayordomo más surrealista de la historia del cine), Peter Falk y Peter Sellers (los diálogos de ambos no tiene en absoluto despedicio).
Muy entretenida y con un humor de diez sobre diez, se la recomiendo con fervor a todo aquel que quiera divertirse un rato que, por desgracia, se hace muy corto.
Kingo
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
28 de diciembre de 2007
60 de 63 usuarios han encontrado esta crítica útil
Los títulos de crédito son la perfecta presentación de los personajes, "in diabolical order":

-Eileen Brennan (El golpe) es la secretaria amante americana de Sam Diamond, desgraciada y... polifacética.
-Truman Capote, en su curiosa intrusión como actor, es el engordado y excéntrico anfitrión Lionel Twain.
-Un poco conocido James Coco es un desternillante Perrier-Poirot. (¡No soy un franchute!, ¡Soy belchute!)
-Peter "Colombo" Falk, protagonista de los diálogos y situaciones más inverosímiles y divertidísimas, es Sam Diamond, perfecta simbiosis entre Sam Spade y Philip Marlowe.
-Sir Alec Guinness es el impagable mayordomo, cuyo James Señor Benson Señora merece un monumento.
-La estupenda comediante Elsa Lanchester es una regordeta Jessica Marple.
-El elegante David Niven es Dick Charleston, desteñida pero elegante versión de Nick Charles.
-Peter Seller y sus excesos son perfectos para emular a Charles Chan, digo a Sidney Wang, el de Fu Manchú.
-La Grand Dame Maggie Smith es Dora (Nora) Charleston, esposa de Dick (Nick).
-Nancy Walker es la cocinera sordomuda. No necesita más presentación.
-Estelle Winwood es la enfermera retirada de Miss Marble. Sus comentarios son desternillantemente agudos.
-El debutante James Cromwell es el larguirucho asistente de Perrier, y Richard Narita, el hijo postizo de Sidney Wang.

Un cadáver a los postres (1976) es una perfecta inocentada. Una mezcla entre comedia de misterio, parodia de los libros y películas de detectives e interesante whodunit, en el fondo es un divertidísimo disparate de marcado tono teatral, lo que no ensombrece las cualidades de la película. Neil Simon escribe una divertida obra, el director Robert Moore pone su oficio y un grupo de enormes comediantes se dispone a interpretarla. Escritor y director realizarán más tarde Un detective barato (1978), con Peter Falk como única estrella, pero ya no será lo mismo.
Llena de detalles ingeniosos, Un cadáver a los postres es una obra que, aunque ciertamente envejecida -es muy muy setentera-, gana con cada visionado. Todos los estereotipos y tópicos del género detectivesco se multiplican por tres y dándoles las vueltas de tuerca más imaginativas posibles: los alter ego de los protagonistas reflejan vidas frívolas, adulterios escondidos, homosexualidad encubierta con la pose de tipo duro, soledad, excentricidad, deseos reprimidos, tacañería... El vestuario de Ann Roth y la recordada música de Dave Grusin completan el efecto, y el complicado final pone el broche de oro a esta maravillosa inocentada. Las risas están aseguradas.
Naran
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
11 de diciembre de 2005
41 de 43 usuarios han encontrado esta crítica útil
David Niven y Maggie Smith son un trasunto de Nick y Nora Charles (la pareja aficionada a resolver crimenes que William Powell y Myrna Loy interpretaron en películas como 'El hombre delgado'); James Coco una parodia de Hercules Poirot (un belchute con la nariz de un franchute); Peter Sellers un sosias de Charlie Chan; Peter Falk una mezcla sarcástica de Sam Spade y Phillip Marlowe; y Elsa Lanchester se burla de Jessica Marple; más la complicidad de un genial Alec Guinnes, un divertido Truman Capote (en una de sus pocas intervenciones ante la cámara), el debutante James Cromwell y unas entrañables Stelle Winwood y Eileen Brennan. Todos reunidos por obra y arte de un ingenioso guión de Neil Simos que logra hacer burla de las novelas y películas de detectives y al mismo tiempo mostrar un gran respeto y cariño por las figuras caricaturizada.
Excelente comedia para pasar un buen rato.
Quirite
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
15 de enero de 2006
42 de 52 usuarios han encontrado esta crítica útil
Simpatiquísimo disparate que parodia, con respeto y admiración, algunos de los clásicos más famosos del misterio policíaco.
Desde el principio queda bien claro que no se toman nada en serio, y eso se agradece muchísimo. Cualquier cosa servirá para hacer un chiste, hasta el nombre del mayordomo. Incluso parodia los finales rebuscados.
jastarloa
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
13 de mayo de 2009
17 de 18 usuarios han encontrado esta crítica útil
Con guión adaptado por el propio autor de la obra teatral, "Un cadáver a los postres" es una sátira delirante que sigue la línea de la comedia del absurdo. La parodia realizada acerca de las novelas, películas y series detectivescas y policíacas, ataca a los cimientos de un género que a menudo ha derivado en un ejercicio de planteamientos rocambolescos y desenlaces que ofenden la inteligencia del espectador.
Recuerdo muy bien una divertida serie de dibujos animados que también parodiaba este mundillo: "Scooby Doo". Los protagonistas se pasaban todo el capítulo intentando aclarar algún caso, y al final el culpable siempre era el que menos tenía que ver, y las deducciones realizadas para descubrir al culpable siempre se las sacaban de la manga.
Pues esta comedia no va más lejos que eso. Un argumento disparatado, personajes esperpénticos, un humor basado en situaciones surrealistas y en diálogos chocantes y ácidos con fuertes golpes de crítica y hasta de descaro. Bajo la personalidad de cada uno, se dirige un ataque a ciertos arquetipos y prejuicios, y una burla bastante directa: El típico galán de mundo que da caza a una mujer rica, el machista misógino y grosero, el que piensa con el estómago, el caradura aprovechado, la solterona despechada, la esposa insatisfecha, la secretaria explotada que mantiene un affaire con su jefe... Y una ridiculización de los grandes defectos humanos, como la envidia, la mentira, la hipocresía y la prepotencia.
Toda la ambientación y hasta la banda sonora están ideadas para esta finalidad paródica y satírica.
Se le advierte un poco el paso del tiempo, y algunos de sus golpes de humor resultan de dudoso gusto, pero me ha hecho reír en bastantes pasajes y cumple con lo que pretende: ofrecer una diversión ligera.
Vivoleyendo
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
1 2 3 4 5 10 14 >>
Preguntas más frecuentes | Política de privacidad / condiciones de uso | Configuración de privacidad | Ir a Versión MÓVIL
© 2002-2018 Filmaffinity - Movieaffinity | Filmaffinity es una página de recomendación de cine y series basada en la afinidad entre sus usuarios.
Filmaffinity es un medio independiente, y su principal prioridad es la privacidad, mantenimiento y seguridad de los datos de sus usuarios,
información que no comparte fuera de la web con ninguna entidad y/o empresa, bajo ninguna circunstancia.
All Rights Reserved - Todos los derechos reservados