arrow
Haz click aquí para copiar la URL

Valor de ley

7,1
52.737
votos
Año
2010
País
Estados Unidos
Director
Reparto
Género
Western. Aventuras | Venganza. Remake
Sinopsis
Después del asesinato de su padre, Mattie Ross (Hailee Steinfeld), una chica de catorce años firmemente decidida a hacer justicia, contrata los servicios del veterano agente del Gobierno Rooster Cogburn (Jeff Bridges), borracho y excelente pistolero. Así ambos se ponen en camino y entran en territorio indio para dar caza a Tom Chaney (Josh Brolin) en compañía de LaBoeuf (Matt Damon), un ránger de Texas que busca al fugitivo por el ... [+]
Críticas ordenadas por:
<< 1 2 3 4 10 54 >>
12 de febrero de 2011
65 de 100 usuarios han encontrado esta crítica útil
Es verdad: Bridges lo borda. Y SE HA DE VER en versión original. La voz del actor es lo mejor de toda la película.
Por lo demás, no vale nada. Los personajes se presentan prometedores: la niña, el Damon... pero después se quedan ahí, como meras comparsas de un inconmensurable Bridges que, desgraciadamente, no tiene guión para poder rascar más.
Efectivamente: la película no aporta nada: no hay conflicto, ni evolución, ni ninguna de las reflexiones maravillosas que los geniales Coen siempre obligan a extraer de sus películas.
Si olvidamos que son los Coen, y esperamos que pasen un par de años, esta película habrá desaparecido.
Cuando pienso en "El hombre que mató a Liberty Valance", o "El último tren de Gun Hill", me pregunto dónde nos perdimos.
Últimamente se rellena la falta de ideas con planos imposibles, cámara lenta y mucho sudor. En "Valor de ley", ni siquiera hay eso.
lachistera
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
17 de enero de 2011
36 de 42 usuarios han encontrado esta crítica útil
Cuando parecía imposible que alguien realizase un western realmente memorable en la actualidad, no sólo hemos recibido uno, sino dos estimables propuestas que recogen la semilla sembrada en intentos anteriores loables pero no del todo sólidos (Open Range, 3:10 to Yuma, The Proposal). Ambos de 2010 y salidos de tierras norteamericanas. Kelly Reichardt elimina todo lo que es innecesario y deja la esencia, convierte la épica en lírica, hace avanzar el género hacia el terreno de la aventura, física y espiritual, en su "Meek's Cutoff". Y son los hermanos Coen, que en el pasado ya resucitaron géneros como el cine negro (Blood Simple, Miller's Crossing, Fargo) e incluso juguetearon con el western (No Country for Old Men) los que ahora llegan para dar un puñetazo sobre la mesa y dejar las cosas claras. Lo que los hermanos han hecho con "True Grit" es recoger la semilla de la novela de Charles Portis y darle vida propia, haciéndonos al mismo tiempo olvidar la (muy inferior) primera adaptación protagonizada por John Wayne.

Es "True Grit" una película sobria, calculada con precisión de cirujano, rodada por un par de cineastas en estado de gracia. Un equipo que tras dos comedias estimables pero alejadas de sus mejores trabajos (Burning After Reading, A Serious Man) han decidido hacer algo más serio, en la línea de su oscarizada "No Country...". Sacrificando en parte su "estilo Coen", si bien pueden encontrarse ciertos detalles que son 100% de su cosecha, lo que encontramos aquí es el ADN y la fuerza del género fusionados un largometraje de poco menos de dos horas. Una dirección sobresaliente se ve redondeada por unos valores técnicos para caerse de espaldas: Carter Burwell entrega una partitura brillante, y el trabajo del director de fotografía, Roger Deakins, es simplemente soberbio. Las interpretaciones son de altura: Bridges (imprescindible en versión original) da una clase de cómo interpretar a un personaje peculiar sin caer en los excesos, la debutante Steinfeld enamora a la cámara, y los secundarios están realmente bien: Damon, Pepper y sobre todo, Brolin, que afortunadamente con apenas cinco minutos en pantalla nos hace olvidar su triste aparición en la terrible "Jonah Hex".

Sacrifica "True Grit" un poco de ese humor "coeniano" que alguien echará en falta, pero que tal cual está tratada la historia yo no veo para nada necesario. Es sobria y se incluye dentro de la tradición de esos trabajos recientes de directores superdotados, que deciden mirar al pasado sin doblegarse ante las viejas fórmulas.

(sigue abajo, sin ningún tipo de spoiler y/o destripe argumental)
SPOILER: El resto de la crítica puede desvelar partes de la trama. Ver todo
Caith_Sith
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
13 de febrero de 2011
33 de 41 usuarios han encontrado esta crítica útil
Digamos que el cine de la pareja Coen nunca ha terminado de convertirme a ese club que parece proliferar de adictos al "todo lo que hacen es una obra maestra". Incluso las soberbias tres cuartas partes de "No es país para viejos" las vi diluirse hacia el final dejándome un poso a pequeña decepción.

Pero esta vez sí que sí... ¿Quién me lo hubiera dicho? Yo que por principios siento aversión a lo que huele a remake, y precisamente con la adaptación de una novela clásica del western escrita por Charles Portis a la que ya se enfrentó hace la friolera de cuarenta años y con buenos resultados Henry Hataway junto al legendario John Wayne en el papel que le valió a este último el único Oscar de su carrera.

Los Coen cogen el toro por los cuernos y dan una lección cinematográfica de principio a fin. Exploran con eficacia un espíritu inédito del original novelado, y sin prescindir de pinceladas de humor, dan a sus personajes un sentido más dramático, crean una ambientación donde la composición de los planos se hace cercana al interior de los protagonistas y la puesta en escena bella a los ojos del espectador. Desde la sutil primera secuencia de introducción, pasando por escenas de duelos con originales tomas mostrando una perspectiva general, planos donde el paisaje y la nieve llenan de melancolía la pantalla, y un final intenso antes del epílogo rodado fundamentalmente con planos cortos sobre un fondo estrellado que desembocan en un fotograma muy semejante al del inicio: una casa y una luz tenue en la oscuridad de la noche.

La dirección de actores, como es habitual en el cine de los dos hermanos, se nota bastante trabajada. Fruto de ello, intérpretes de reparto como Matt Damon, Josh Brolin y otros secundarios de breve papel, aparecen impecables en su realismo. Jeff Bridges encarna un Rooster Cogburn tan merecedor o más de elogios y premios como el mismo Wayne; y por encima de todo descubrimos a una joven actriz -Hailee Steinfeld- sobre la que cae el mayor peso de protagonismo, hilo conductor de la historia, siendo su personaje de la adolescente Mattie Ross encarnado intensamente y subrayando todo aquello que la define: descaro, valor, arrojo, elocuencia..., dentro de una niña que termina haciéndose simpática y entrañable tanto para sus compañeros de viaje -incluidos algunos malos de la peli- como para quien desde la butaca asiste a otro de esos westerns modernos que dejan claro que el género no sólo no ha muerto sino que de vez en cuando aún resplandece.

Cabalga y no te detengas hasta reventar..., camina hasta tu último aliento..., no dejes que la noche se lleve lo que más quiero.
Pedro
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
13 de febrero de 2011
29 de 36 usuarios han encontrado esta crítica útil
El eje de esta atrapante historia no es otro que la búsqueda de justicia en el sentido primordial del "ojo por ojo", como anticipa la cita bíblica de los proverbios que antecede al film: "Huye el malvado sin que nadie lo persiga; mas el justo está confiado como un león".
No es la primera incursión de los Coen por el cine que los antecedió, pero sí es la primera vez que revisan un western clásico y, como la mayor parte de su obra oscila entre una visión nihilista del mundo actual y una desencantada del pasado, aquí sorprenden con una ética propia del género clásico y un sobrio sentimentalismo, siempre contenido pero presente. Es un film de grandes interpretaciones, con planos cuidados y una estética admirable, donde se respira algo más que el olor de la pólvora.
La esencia del western aparece en esta búsqueda de justicia liminar, en que la violencia no podía faltar, aunque en una menor medida de la que nos tienen acostumbrados. Se desvía de ello, aun conservando ciertos trazos de su esperpento característico pero más atenuados.
El hilo conductor y mucho del interés dramático están puestos en la fragilidad inquebrantable de la púber que motiva la aventura: creíble y conmovedora en su insobornable determinacion de justicia, mientras que en la version precedente anterior, el protagonismo era acaparado por Cogburn-Wayne.

Es cierto que un tono mas sombrío envuelve a la cinta, frente a la candidez que se respira en su antecesora. La película habla de la muerte, de como asumirla y como superarla. Una adolescente que se forma y transforma en una búsqueda que la marcará para siempre. En eso se aleja de la impresionista adaptación de Hathaway y se acerca o aporta algo más de leyenda oscura y un humor más escondido pero presente en las chanzas entre la dupla de ayudantes rivales complementarios porque se necesitan. El "ranger" de Texas con su moralidad rígida y estructurada contrasta con el avejentado y tuerto marshall de los Estados Unidos, que aun así es capaz de superarlo.
Pero sobre todo y ante todo, los Coen plasman momentos inolvidables y personajes como para figurar en los mejores puestos de una galería del género. Clásico en sus encuadres, puntos de vista, diálogos, tempo narrativo y demás, "True Grit" rezuma lirismo y méritos como para que guste a un público no solamente limitado a los fans del western o a los seguidores de los Coen.
SPOILER: El resto de la crítica puede desvelar partes de la trama. Ver todo
rouse cairos
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
11 de febrero de 2011
28 de 36 usuarios han encontrado esta crítica útil
La nueva propuesta de los hermanos es una obra especialmente romántica. Una muchacha como sacada de la estampa de Emily Dickinson busca la complicidad de un viejo sheriff para vengar la muerte de su padre.
Ese viejo sheriff es una leyenda viva, un personaje digamos que desencantado, pero una leyenda.
A continuación aparece el ranger de Texas, cuyo cometido será mediar en el argumento, mediar entre la edad y mediar en la acción, para dejar claro que no todo trasciende en la pareja, que una empresa en la Tierra salvaje no es cosa de dos. Que cazar a un hombre por una razón no es exclusivo de una voluntad, siempre habrá otras razones y otras leyes.

Toda la historia forma parte de un profundo romanticismo, un aire incesante a viejo Oeste, unos rostros de auténticos colonos y la atmósfera tristona de lo viejo y lo nuevo, de lo que se va y de lo que llega, es más que suficiente para saborear un clásico western.
SPOILER: El resto de la crítica puede desvelar partes de la trama. Ver todo
fantomas
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
<< 1 2 3 4 10 54 >>
Preguntas más frecuentes | Política de privacidad / condiciones de uso | Configuración de privacidad | Ir a Versión MÓVIL
© 2002-2019 Filmaffinity - Movieaffinity | Filmaffinity es una página de recomendación de cine y series basada en la afinidad entre sus usuarios.
Filmaffinity es un medio independiente, y su principal prioridad es la privacidad, mantenimiento y seguridad de los datos de sus usuarios,
información que no comparte fuera de la web con ninguna entidad y/o empresa, bajo ninguna circunstancia.
All Rights Reserved - Todos los derechos reservados