arrow
Haz click aquí para copiar la URL

El estafador

6,6
242
votos
Sinopsis
Gerardo es un actor al que nadie considera como tal. Pero éste no es su único problema: Su amigo Lallo le meterá en una serie de líos y Elena, su prometida, le presionará para que cambie de vida y se case con ella. (FILMAFFINITY)
Críticas ordenadas por:
7 de enero de 2010
10 de 11 usuarios han encontrado esta crítica útil
Buena película del experto en comedias Dino Risi, autor célebre en italia y que fuera de su país no ha alcanzado el renombre que merece, quizás por coincidir con los maestros del cine italiano y ser eclipsado por ellos, quizás por no poseer ese estilo vanguardista y tan " de autor" que parecía ser obligatorio en los 60 para toda película europea que quisiera aspirar a algo. Tanto si es por topar con los maestros como si es por por no ser moderna, personalmente la prefiero a los innovadores productos que hicieron los reyes del cine italiano tales como " Blow Up", "8 y medio", " La caída de los dioses", o cualquier obra Passolini a excepción de sus primeras.
Esta en concreto es unos años anteriores a esas otras que he citado, y sin ser la de mayor mérito del director, se ve con agrado, a momentos francamente divertidos, en otros quizá no tanto, insertando perfectamente todos los episodios cómicos y logrando como resultado una compacta comedia.
La trama no es más que la vida del estafador y sus timos, un simpático pícaro Vittorio Gassman, que es observado con la simpatía que emana el pobre criminal que no hace daño a nadie y sólo idea ingeniosas tretas para sobrevivir, o si la ocasión lo permite, para incluso derrochar y vivir a lo grande.
La vida del pícaro gusta y entretiene. Además, está esa naturalidad propia del cine italiano en ambientes y tipos, ese griterío desparramado en diálogos y simples apuntes de personajes que aparecen y desaparecen y que uno verdaderamente valora cuando se topa con películas que pretenden imitarlo y no lo consiguen( léase "ex" o "manuale de amore", que bebiendo de sus mismas fuentes se quedan muy atrás). Esa perfecta encarnación de tipos perfectamente reconocibles, que son arquetípicos por dotarlos siempre de alguna peculiaridad y no quedarse en una mera copia del natural. Y esa leve acidez, centrada especialmente en las costumbres y el modo de ser del país, sin pretensiones revolucionarias pero en ocasiones bastante más hiriente que otras que pasan por transgresoras.
El resultado es una obra más que agradable y muy recomendable para todos los conocedores de Dino Risi, Vittorio Gassman o la comedia italiana. Y aún más recomendable para aquellos que no todavía no la conozcan
juanito
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
15 de enero de 2014
4 de 9 usuarios han encontrado esta crítica útil
Hay una cosa en la que tiene razón Juanito, el único, hasta este momento, crítico de esta película: "esa naturalidad propia del cine italiano en ambientes y tipos, ese griterío desparramado en diálogos y simples apuntes de personajes que aparecen y desaparecen"; aunque yo opongo una salvedad: esa naturalidad no siempre es propia del cine italiano, que a veces se pone muy pedante; pero sí es un sello típico de Risi, cineasta excepcional que no era ningún genio.
Los protagonistas salen de un hotel; están embarcados en alguno de sus timos. Cruzan la calle y una moto casi los atropella. Gassman increpa al motorista de manera típica italiana. A continuación, continúan con lo que venían haciendo. El incidente de la moto no tiene ni la más mínima importancia para la trama posterior o para los personajes. Hay infinidad de detalles de este estilo, casi todos más "cotidianos". Es la vida misma. Otros directores pondrán papeles revoloteando al viento. Risi pone la pura vida de las ciudades italianas de mediados de siglo.

Gracias a eso, la película se puede ver. Y poco más. Su ingenuidad está terriblemente acartonada. Su humor se ha quedado bastante rancio e, incluso cuando es descaradamente bufonesco, (como en el monólogo shakesperiano que el histrión recita en la cárcel), nos invade una sensación algo patética y de cariñosa vergüenza ajena.
Ello nos lleva al principal problema: Vittorio Gassman. Risi, excepcional director de actrices en todas sus películas, no sabía controlar del todo a sus tragicómicas estrellas masculinas, sobre todo Sordi y Gassman. En esta película, don Vittorio está, sencillamente, inaguantable, tan sobreactuado que ni la excusa bufa hace que me lo trague. Losa demasiado pesada para un film donde todo descansa en el supuesto efecto deslumbrante de este actor, cargante o genial según las ocasiones, (incluso dentro del mismo film).

Como premio (no tan) de consolación, tenemos a las dos maravillosas féminas, especialmente a la turbadora Maria Luisa Mongini, (de curiosísimo sobrenombre artístico: Dorian Gray), fugaz icono erótico en la Italia de los cincuenta y sesenta, y una galería de secundarios estupendos y verosímiles.
berenice
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
Preguntas más frecuentes | Política de privacidad / condiciones de uso | Configuración de privacidad | Ir a Versión MÓVIL
© 2002-2020 Filmaffinity - Movieaffinity | Filmaffinity es una página de recomendación de películas y series, y es un medio totalmente independiente cuya principal prioridad es la privacidad y seguridad de los datos de sus usuarios.
All Rights Reserved - Todos los derechos reservados