arrow

Expediente Warren: The Conjuring

6,8
26.825
votos
Sinopsis
Basada en hechos reales. Narra los encuentros sobrenaturales que vivió la familia Perron en su casa de Rhode Island a principios de los 70. Ed y Lorraine Warren, investigadores de renombre en el mundo de los fenómenos paranormales, acuden a la llamada de una familia aterrorizada por la presencia en su granja de un ser maligno. (FILMAFFINITY)
Críticas ordenadas por:
escribe tu crítica ver por títulos
1 2 3 4 10 20 30 51 >>
user-icon BruceWayne   alicante (España)
Buena
20 de Julio de 2013
190 de 222 usuarios han encontrado esta crítica útil
Viernes 20:00, sesión de cine, película de terror, por lo tanto, cine abarrotado de imberbes, yogurines, adolescentes, niñatos, etc...
Comienza el espectáculo, sonidos de bolsas, comentarios en voz alta de los primeros chulitos que van a ver cine de terror con aires de... " yo es que soy mayor y esto no me afecta, mirar todos que grande soy " Los típicos niños con preguntas estúpidas, los que comentan la peli en plan voz en off, las niñas que chillan, los\as que juegan con el movil o los peores de todos, los que chillan la parida esperando que la sala se descojone. ( el 99,9% de las veces se oyen los grillos)
En medio de esta fauna me molesta ver una película, me agobia, me viene a la mente una canción de siniestro que define perfectamente el momento, esa de... " y cuanta p... y yo que viejo "
La cinta comienza con la grada en su esplendor de desconexión, parece la cafetería mas que el cine, mierda. Increpo a los de detrás, suelto los típicos chissss, pero pronto me doy cuenta que no soy Tom Cruise y es misión imposible, asi que me concentro en la pantalla e intento disfrutar al máximo.
La primera media hora, va tumbando a los primeros espectadores molestos, abduciendolos con los primeros juegos psicológicos y misterios que plantea, bien, el 30% de sala esta a lo que esta.
Pasan tres cuartos de hora del inicio y el 60% de los espectadores esta callado, algunos sustos contundentes o situaciones de tensión han terminado por calar hondo, solo queda el típico campeón de su calle que sigue escondiendo su miedo en comentarios jocosos, intentando impresionar a algún mocoso\a.
Después de hora y poco... la película esta in crescendo, ya no se oye ni dios, el tono realista, los tópicos bien esquivados, los movimientos de cámara acertados para crear sustos y tensión, han acabado por interactuar con toda la sala.
Cuando termina todos los niñatos están mansos, pegados a la butaca viendo los títulos de crédito poseídos, ya que mas de uno aunque se esconda en la chulería típica de la edad, se que lo a pasado mal, tendrán como yo un nudo en el estomago, no han podido reprimir cerrar los ojos o cagaran blando un par de días, sobre todo los mas pequeños que creían que el cine de terror es " Crepúsculo ", no, no es " Crepúsculo ", ni " Scream ", ni " Se lo que hicisteis el ultimo verano".
El Expediente Warren huele a " EL exorcista ", " Al final de la escalera ", incluso a " Los pájaros " (todas ellas tienen su homenaje en alguna parte del metraje), es cine de terror del de antes, del que realmente da miedo, así que, aspirantes a hombres y mujeres del mañana, deseo que durmáis con los angelitos ( ironía ).

SI OS GUSTA EL CINE DE TERROR ID AL CINE..
BruceWayne
¿Le ha resultado interesante y/o útil esta crítica?:
SI
No
  (información)
 
user-icon Fleischman   Mountauk (España)
Buena
11 de Junio de 2013
88 de 114 usuarios han encontrado esta crítica útil
Puede que suene exagerado el título de la crítica, pero tras ver esta película en la pasada primera edición del festival Nocturna en Madrid no pude evitar el salir de la sala con buen sabor de boca, y al ver que aun no había ninguna crítica escrita en filmaffinity me he animado a escribir esta.

A pesar de que soy un gran fan del género me pasa, como a muchos otros supongo, que en los últimos años no he encontrado ninguna película que me dejase con tan buenas sensaciones (a excepción quizá de "Arrástrame al infierno" que para mi es un "guilty pleasure"), ni siquiera la predecesora del mismo director "Insidious".

En primer lugar comentaré los puntos negativos: solo los encontré en lo convencional de la historia, y ligeramente en el final de la cinta, pese a no ser este malo ni estúpido.

En cuanto a lo positivo: puedo decir que todo lo demás, el aspecto técnico general (dirección, fotografía, sonido, interpretaciones), el ritmo de la película y el buen manejo de la tensión en muchas escenas sin recurrir al típico susto fácil con volumen elevado.

Casi todo funciona en esta muy disfrutable cinta de terror con sabor a clásico, por ello no puedo dejar de recomendarles que vayan al cine a verla, espero que les guste tanto como a mi...y que hagan mas como esta!
Fleischman
¿Le ha resultado interesante y/o útil esta crítica?:
SI
No
  (información)
 
user-icon Lorens   Soy de pueblo (España)
Notable
19 de Julio de 2013
54 de 65 usuarios han encontrado esta crítica útil
A pesar de la reticencia que me producía ver una película dirigida por James Wan con un guión al que su inseparable amigo y compañero Leigh Whannell no había echado mano, he de confesar que he disfrutado de "Expediente Warren" todos y cada uno de los 112 minutos que dura el asunto. El realizador australiano ha imprimido su sello personal en cada escena y ha hecho que su película destaque sobre otras que vienen con una trama parecida.

En "Expediente Warren", también conocida como "The Conjuring", encontramos un director que cada vez se asienta mejor en el terreno del miedo. Su cine evoluciona, aunque no deja de ser fácilmente reconocible: el uso de la música en el momento clave le delata. Una buena banda sonora es la aliada perfecta en una cinta del género y Joseph Bishara entiende muy bien de lo que va el tema. Ya demostró en "Insidious" un potencial bien exprimido que se advierte de nuevo en "Expediente Warren". Le agradezco de corazón -del que me queda después de algún que otro susto- que haya sabido seguir en su línea, pero sin repetirse, para que el mero recuerdo de la melodía haga que los pelos de la nuca se me ericen y me plantee seriamente mirar hacia atrás, por si hay alguna presencia a mi espalda.

Otro factor que delata a James Wan es la fotografía; desde el tratamiento de la imagen hasta los objetos que aparecen en ella revelan su identidad sin posibilidades de confusión. La apariencia de sus personajes, la forma de actuar, de mirar, de tocar es bastante similar a lo largo de su filmografía. Podríamos establecer una constelación de elementos recurrentes que acabarían por enredar todas sus películas. Es un director que disfruta haciendo guiños a sus fans y cuida mucho esa parte.

Respecto al argumento de "Expediente Warren", poco se puede contar que no se sepa con un simple vistazo al tráiler: una pareja de investigadores de lo paranormal, tal vez un Íker Jiménez y una Carmen Porter dentro de unos años, se topa con el caso más complicado de su vida. Una familia que se ha mudado a una casa maldita está experimentando la angustia de ser el objeto de una bruja despechada que se suicidó con el fin de guardar sus tierras para siempre. Era una mujer capitalista y se lo tomaba muy a pecho.

Con lo de moda que se ha puesto que las películas de miedo se centren en cazadores de espectros con sus aparatos aparatosos y sus mediciones científicas, esperaba que "Expediente Warren" patinara bastante, pero lo cierto es que la tensión se ha distribuido de una forma "agradable" y ha sabido dosificarse. Los sustos están bien repartidos y, por suerte, hay alguno más de los que se presentan en el tráiler, aunque arruinan el de las palmas, que es el que más me gusta. La elección ha sido sabia al preparar dos tramas: la de la familia Perron y la de los propios Warren.

Los elementos que usa James Wan para que botemos en la butaca son simples y efectivos. Usa un juego infantil que desde el primer momento produce respeto: uno sabe que el juego de las palmas (consiste en que alguien se vende los ojos y localice a los demás jugadores pidiendo que golpeen sus manos) va a desencadenar un susto en algún momento. La caja de música antigua con el payaso y la espiral también resulta prometedora. Si te dicen que Rory se deja ver al finalizar la música, ahí ya estás centrando toda tu atención en prevenir su aparición. La dulce muñeca Annabelle, transformada para la película al gusto extravagante de James Wan poque la original habría causado otra impresión, y su historia se suman al carro. Los muebles antiguos también desempeñan un papel importante, sobre todo el armario. Son cosas que, por sí solas, no producen turbación, pero en manos de Wan se convierten en semillas del terror.

En cuanto a las actuaciones, no es una película para lucirse, pero destacaría la de Joey King, una de las hijas medianas, por su expresividad. Vera Farmiga está a la altura de su sobrecogedora clarividencia y Patrick Wilson hace lo que está en su mano, a pesar de que su personaje es bastante plano.

La única parte que me produce insatisfacción es el final, pero yo sé a qué se debe: ¡se planea una segunda parte para "Expediente Warren"! Y es que, desde que nos dejaron pasar a su bien abastecida colección de los horrores, se olía por toda la sala un tufillo a secuela.
(SPOILER: El resto de la crítica puede desvelar partes de la trama) Ver todo
Lorens
¿Le ha resultado interesante y/o útil esta crítica?:
SI
No
  (información)
 
user-icon Sines Crupulos   Voy al cine (Emiratos Árabes)
Regular
23 de Agosto de 2013
61 de 81 usuarios han encontrado esta crítica útil
Cuando la niña pequeña habla con su amiguito Rory uno automáticamente se pregunta, ¿en qué momento bajé la guardia y me colaron que la peli iba a marcar un antes y un después del género?
Estará muy bien rodada pero no deja de abarcar todos los tópicos de casas encantadas (o lugares de Poder, que queda más profesional)
Salvo El Resplandor y Bitelchús son todas iguales
Estética Zodiac (ésta sí abrió un pequeño camino nuevo en su género, aunque no lo haya seguido ni Peter), exorcismos y ausencia de los típicos secundarios vecinos del pueblo. Esa es su novedad. Lo demás, más de lo mismo y lo demenos, menos de lo mismo, más más, más menos.
¿Se trata acaso de ver quién rueda la misma película con más elegancia? Entonces que me avisen dentro de unos años con la peli ganadora (para no ir a verla)
¿Se puede criticar a los críticos profesionales, o son intocables? Lo digo porque la pandilla de chupatintas se ha puesto de acuerdo en que la peli está rodada a la antigua usanza, y no sé... de mozo, la antigua usanza, o la vieja escuela, eran los años 40; ahora supongo que se refieren a los 70, pero vamos, que será por las pintas costumbristas, porque la usanza del rodaje es del 2008 - 2012, claramente.
Pero sí, que guay, que no usa efectos baratos, no, qué va, ni suben el volumen para dar sustos, no, ni hay viejas con la cara verde, ni niños, ni muñecas diabólicas, ni mecedoras... es todo psicológico total. No se la pierdan.
Sines Crupulos
¿Le ha resultado interesante y/o útil esta crítica?:
SI
No
  (información)
 
user-icon FaustoErra   Buenos Aires (Argentina)
Excelente
19 de Julio de 2013
41 de 55 usuarios han encontrado esta crítica útil
Hay que reconocerle al director James Wan su dominio de los resortes del cine de terror.
Después de títulos como Saw, su debut en el largometraje, o Insidious, de la que recién terminó su secuela, ahora repite similar estructura narrativa a la segunda y tercera, pero lo hace adentrándose en un relato verídico.

Se trata de la historia de los investigadores paranormales Ed y Lorraine Warren (Patrick Wilson y Vera Farmiga, respectivamente) que, a lo largo de sus vidas, se han enfrentado a casos de posesiones diabólicas, que los ha convertido en referente mundial en la materia (uno de los más reconocidos derivó en la cinta The Amityville Horror, de 1979, que contó con un ´´remake´´ en 2005).

En The Conjuring los Warren revelan una de sus investigaciones más dramáticas y, por lo tanto, terroríficas: la de la familia Perron, formada por el patriarca Roger (Ron Livingston), la madre Carolyn (Lili Taylor) y sus cinco hijas: Andrea (Shanley Caswell), Nancy (Hayley McFarland), Christine (Joey King), Cindy (Mackenzie Foy) y April (Kyla Deaver).

Los siete tuvieron que lidiar con la presencia de seres de ultratumba en su hogar de Harrisville, Rhode Island, en 1970.

Wan, quien sabe cómo mover las cámara a través de lugares comunes y claustrofóbicos (ver los excelentes momentos en los que la acción del filme transcurre en el sótano de la casa), ofrece en The Conjuring una nueva lección de tensión, sugiriendo más que mostrando, asustando más que impactando.

No hay excesos sangrientos ni piruetas de guión (que, por otro lado, carece de cualquier atisbo de originalidad: ¿alguien duda de cómo será el final de la cinta?): todo en The Conjuring funciona con precisión matemática.

La elegancia y sabiduría de su puesta en escena —que, a momentos, muestra referencias visuales a genios como Brian de Palma (Dressed to Kill)—, sólo lastrada por una terrible partitura musical al final del metraje y por cierta improvisación en las actuaciones (derivada de la rapidez con la que Wan filma sus películas), es lo que convierte e The Conjuring —clasificada R y que se estrena hoy— en una de esas cintas a las que las audiencias se rinden en masa, un ejercicio de estilo tan previsible como seductor.
FaustoErra
¿Le ha resultado interesante y/o útil esta crítica?:
SI
No
  (información)
 
1 2 3 4 10 20 30 51 >>
FA en Facebook | FA en Twitter | Preguntas más frecuentes | Política de privacidad / condiciones de uso | Ir a Versión MÓVIL
© 2002-2014 Filmaffinity - Movieaffinity | Todos los derechos reservados