arrow
Haz click aquí para copiar la URL
Seychelles Seychelles · Cierzópolis
Críticas de Juanjico Lawless
Ordenadas por:
132 críticas
1 2 3 4 10 20 27 >>
7
10 de junio de 2008
62 de 71 usuarios han encontrado esta crítica útil
Hay veces que la providencia divina te lleva por caminos que parecían inescrutables, pero que finalmente tienen un destino maravilloso, incluso mejor que la mejor de las expectativas que has podido hacer. Con Jesucristo Cazavampiros pasa mucho más que eso, porque es el tipo de película que se conoce por pura casualidad y deslumbra. Te acaba dando tema de conversación con propios y ajenos durante muchas lunas.

El título de la propia obra ya es tremendamente poderoso y atrayente, pero conforme vas conociendo detalles de la misma, la atracción se vuelve imposible de parar; Una película con Jesucristo de protagonista... en vespino... con vampiros... y con luchadores enmascarados de lucha libre... y con luchas a muerte... después de cantar y bailar... y con curas punkis que bendicen lagos... ¡Es más de lo que mi frágil mente podía aguantar! ¡Necesitaba verla! ¿No sientes la llamada de la fe?

Lo último ya es enfrentarse a ella, y sin duda, se deja gozar; Es un mundo de detalles espirituales y momentos celestiales que se suceden, con la maravillosa ventaja de notar como lo disfrutan los propios autores. Está claro que han hecho lo que les ha salido de la pichinica y les ha salido justo como querían. Claro que se nota el poco presupuesto, pero ellos son plenamente conscientes de sus limitaciones, y todo el film destila buen hacer y ganas de buen hacer. Eso es de agradecer. Y si además la película tiene escenas maravillosas (Véase la escena del bar.) con grandes líneas de guión, pues mejor todavía.

Encima su actor principal se llama ¡Phil Caracas! ¿Alguien con ese nombre haría algo de mala calidad? Es como si se llamase Max Power. Asegura calidad.

Ale; a rezar tres avemarías y a comprar una Vespino. O arderás en el infierno.
Juanjico Lawless
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
10
12 de junio de 2008
81 de 120 usuarios han encontrado esta crítica útil
Tras ver esta película pasé una semana con los ojos como platos y en estado catatónico. No me creía lo que había visto. No era posible. Y encima estaba basada en hechos reales. No podía sino pensar en esas historias en que la historia real es casi accidental en la película. Lo deseaba. Pero aún así las escenas, los personajes, la ambientación... todo volvía a mí y me seguía impresionando. Me costó asimilar lo visto.

Quizá sea eso lo que me fascina tiempo después de la película; esa capacidad que tuvo de quedarse. Todo ese poder que tiene, sin fisuras, con un ritmo perfecto y con la oscuridad justa, por suerte permanece.

Es difícil encontrar una película donde cada personaje con relevancia esté tan bien definido, y mucho más para un film con una historia que habla de mentes llevadas al extremo. Y lo mejor es que el extremo de cada mente llega hasta quién la ve, pudiendo sentir lo que siente cada uno de ellos. Por supuesto, durante el film, esto es una situación agónica, pero cuando la puedes analizar en perspectiva, se transforma en una sensación maravillosa. Entiendes todo lo que ahí ha ocurrido, entiendes porqué ha ocurrido y te parece anormalmente natural que haya sido el curso normal de una investigación. Pero te aterra que así sea. Así son las contradicciones.

Lo que si puedo afirmar es que cuando acabó la película, supuso un relajo absoluto. Por fin podía dejar de mirar fijamente la pantalla, consternado (de forma positiva) por lo que acababa de ver. Lo peor que tuvo aquella consternación, fue el coñazo que di a mis amigos hablándoles sobre El experimento.
Juanjico Lawless
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
10
6 de agosto de 2009
38 de 39 usuarios han encontrado esta crítica útil
Una vida entera amando profundamente a Angus MacGyver. Desde ahora ya no es un secreto. He salido del armario hecha mezclando chocolate a temperatura ambiente con oxido de la grifería del baño y con cerumen de orejumen, montado con la eterna navajilla gracias a los tornillos Jonderburjen.

Un héroe era MacGyver para una mente frágil como era la mia. Un humano que solo con una mente despejada y un quintal de conocimientos puede hacer estallar una embajada sin que nadie resulte herido. Impresionante. Y todo para rescatar de algún tirano a la rubia de turno. Un rey es MacGyver cuando se pone a improvisar.

Y es que precisamente ese rollo humanizado que tiene Angus, con su navaja, sus conocimientos y una mente despierta pero siempre cavilando a ver como puede solucionar el problema en cuestión sin despertar a los niños del orfanato colindante y procurando que nadie salga herido. Porque vale: entra un tío armado hasta las trancas y consigue los planos ultrasecretos matando a cuantos sucios comunistas se pongan a su paso y jode, pero que los roben sin ni tan siquiera arañarles la cara, pues como que jode más. MacGyver sabe como tocar la moral, y lo mismo te salva de un mafioso como te rescata de un búnker sellado con mecanismos obsoletos de hace veinte años.

MacGuver es todo un héroe bastante atemporal, excepto por el mullet ese que lucía por cabellera. Lo admiré en la infancia, en la adolescencia y ahora de jovenzano lo admiro tanto o más como el primer día, y no porque me quiera parecer a el, sino porque es todo un personaje al que me gustaría poder conocer. Todo un referente con una interesante forma de enfocar la vida.

Una auténtica pena que sea tan solo un héroe de ficción.
Juanjico Lawless
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
9
16 de junio de 2009
38 de 43 usuarios han encontrado esta crítica útil
Esta película es un auténtico cachondeo. Es un desfase brutal en el que empiezas a reir y no acabas. Toda la historia es un deshueve: La moñería de la historia de amor con uso de la fuerza zen para hacer los mejores bollitos del lugar, el proceso de conversión de banda en equipo cósmico de la muerte, los amistosos, el torneo. ¡Me emociono! Es impresionante. Todo en Shaolin soccer es divertido.

Eso de que no se tome en serio a si misma es lo mejor que pudo hacer el señor Chow. Eso de que la mitad de los efectos sean cutres hasta decir basta. Por ejemplo la escena de la reunión en el tejado y la cuerda atada a la bufanda para que parezca que se la lleva el viento. Maravilloso, en serio.

Después, y como parte central de la película, están los partidos de fútbol. Cada uno es mejor que el anterior. Desde el primero que acaban a martillazos, hasta la final del torneo donde juegan contra los dopados infernales. Y contra el portero divo con esas melenas al viento. ¡Que grandes que son! ¡Que goce!

¿Veis como se puede hacer una crítica de Shaolin soccer sin hacer referencia alguna a Oliver y Benji?

¡Mierda! Caí en propia trampa… Me voy a llorar debajo del lavabo…
Juanjico Lawless
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
8
10 de junio de 2009
37 de 41 usuarios han encontrado esta crítica útil
Los años ochenta son unos años que a muchos de nosotros nos fascinan. Razones hay muy variadas. Cada individuo es todo un mundo. En mi caso, de aquellos años y de primera mano recuerdo bastante poco. Mi memoria no es capaz de remontar a una edad tan temprana.

Aún así, los locos noventa se encargaron de hacer una selección de lo mejor de los ochenta y ofrecérselo al mundo como si estuviese todo sin usar. Y gracias a estos tiempos, hoy conozco muy bien lo que los ochenta supusieron en tantos ámbitos.

El cine en los ochenta fue algo maravilloso, incluso en el terreno de lo juvenil y lo infantil, hasta tal punto que incluso los primeros noventa fueron unos años maravillosos en este aspecto.

La película de Los cazafantasmas tiene buena culpa de todo eso. Película divertidísima, con su aventurilla y donde a pesar de lo ridículo del planteamiento todo se hace cercano. La historia es compacta, de forma que, siempre dentro de lo fantasiosa que es, todo es correcto y no tiene errores de guión remarcables.

Murray está fantástico aquí, como Aykroyd, que también lo borda, cosa no demasiado meritoria teniendo en cuenta que es un papel hecho por el para el. Lo que si hay que agradecerle a Aykroyd es que haya sido capaz de adecuar ese guión suyo (y de Ramis) al resto de personajes que pegan en lo que les corresponde hacer. Encajan al dedillo.

Una pena que tras lo maravilloso que fue Cazafantasmas, su secuela no llegase tan alto.
Juanjico Lawless
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
1 2 3 4 10 20 27 >>
Preguntas más frecuentes | Política de privacidad / condiciones de uso | Configuración de privacidad | Ir a Versión MÓVIL
© 2002-2022 Filmaffinity - Movieaffinity | Filmaffinity es una página de recomendación de películas y series, y es un medio totalmente independiente cuya principal prioridad es la privacidad y seguridad de los datos de sus usuarios.
All Rights Reserved - Todos los derechos reservados