arrow
Haz click aquí para copiar la URL
Críticas de play it again Sam
Ordenadas por:
83 críticas
1 2 3 4 5 10 17 >>
10
19 de junio de 2019
82 de 99 usuarios han encontrado esta crítica útil
Creada por Russell T. Davies (Doctor Who o A very English Scandal entre otras) Years and Years narra la vida de la familia Lyons a lo largo de 15 años desde 2019 en tan solo 6 capítulos.

Intenta predecir que pasará en el mundo en los próximos 15 años. Un futuro distópico, devastador y caótico que nos aterroriza sobretodo por una razón: ese futuro está a la vuelta de la esquina y la realidad siempre termina superando a la ficción. Pero quizás lo peor de todo es ver que la culpa es nuestra y saber que tienen toda la razón. “Éste es el mundo que construimos. FELICIDADES”.

La serie tiene un problema. Esa es la sensación que el espectador tiene hasta el último capítulo. El temor a que todo se le vaya de las manos.

Solo tiene 6 capítulos para contar los próximos 15 años. Y quiere contarlo TODO. Desde las consecuencias del Brexit, al mal uso que hacemos los seres humanos de la tecnología las más puro estilo Black Mirror, la crisis de los refugiados, el colapso de la economía, el pánico nuclear y un panorama político apocalíptico, entre otras muchas cosas.

Pero en el último capítulo Davies demuestra tenerlo todo controlado. Ha sido capaz de no perder el rumbo. De conducir un Ferrari a la velocidad de la luz y no estrellarse. Porque la razón del ritmo vertiginoso y del caos incontrolable de un mundo en llamas es necesario. Lo tenía todo pensado para el brillante último capítulo, del que es mejor no desvelar absolutamente nada.

Una serie brillante de la BBC, de principio a fin. Con un ritmo frenético y una sobredosis de información tal, que vas a terminar cada capítulo con la cabeza del revés.

Recomendada para todo tipo de público, sobre todo para aquellos que quieren ver algo diferente.
play it again Sam
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
9
15 de julio de 2018
23 de 29 usuarios han encontrado esta crítica útil
David Trueba es ante todo guionista, es ante todo PALABRA. El guion de 'Casi 40' es sobresaliente. Está tan bien escrita… que no tiene la necesidad de recurrir al flashback cuenda habla del pasado. Conocemos a los personajes por lo que nos cuentan y por lo que vemos. Y con unos diálogos exquisitos.

David Trueba, en realidad todos los Trueba, hace lo que le da la gana, sin importarle las modas que dominan la industria cinematográfica. Y esto al cine le sienta de maravilla.

'Casi 40' es una road movie de historias pequeñas que mira al pasado para aprender de la nostalgia. Con una limpieza y una sencillez en la dirección admirable.

El reencuentro de dos personas que miran con nostalgia un pasado siempre idealizado y donde la memoria es selectiva, para hablarnos del presente.

Reflexiona y critica, entre otras cosas, el concepto que se tiene de éxito y fracaso. Y donde la música juega un papel fundamental. Las canciones hacen avanzar la historia al aparecer donde la palabra no llega.

Trueba vuelve a reunir a Lucia Jiménez y Fernando Ramallo, los protagonistas de su ópera prima 'La buena vida' (1996). Lo hizo por "Un ataque de lealtad". Y LEALTAD es precisamente una de las palabras con las que definir su cine.
play it again Sam
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
8
6 de abril de 2018
21 de 21 usuarios han encontrado esta crítica útil
El sabor de las cerezas, una exquisitez no apta para todos los paladares del iraní Abbas Kiarostami, es una película profunda, incómoda y lenta. Tres palabras que, si bien para mi son una virtud, comprendo que para muchos es un defecto.

Es una Road movie existencialista y filosófica que narra el viaje del Señor Badí, quien ha decidido quitarse la vida, en busca de alguien que le ayude a ser enterrado. En su búsqueda se encuentra con tres personas: un joven soldado, un seminarista y un sabio taxidermista. Los magníficos diálogos que tiene con los dos últimos son el motor de la película.

Con el suicidio como tema central, Kiarostami despliega ante nosotros unos diálogos profundos y existenciales que, al igual que la filosofía, nos abre interrogantes sin respuesta. Kiarostami puro y duro vamos.

Si tuviera que destacar dos momentos serian la explicación del Señor Badí al seminarista:

- “Si se lo contara no lo entendería. Bueno, no es que no pueda entenderlo, pero no puede sentir lo que yo siento. Puede simpatizar, entender, mostrar compasión. ¿Pero sentir mi dolor? No. Comprende mi dolor, pero no puede sentirlo.”

Y el tremendo discurso del sabio taxidermista. Después de contar su historia donde los cerezos le salvaron la vida, el Señor Badí responde: “¿Y comió cerezos y todo se arregló?”

Taxidermista: - “No, no fue así, pero yo cambié. Después de aquello, me fue mejor, pero yo había cambiado mi forma de pensar. Me sentía mejor... Tu mente está enferma pero no hay nada malo contigo. Cambia tu perspectiva. El mundo no es de la forma en que lo ves. Tienes que cambiar tu perspectiva y cambiar el mundo.”
play it again Sam
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
9
19 de febrero de 2018
47 de 57 usuarios han encontrado esta crítica útil
Tras ‘Escondidos en Brujas’ y ‘Siete psicópatas’ Martin McDonagh firma su película más redonda con la magnífica ‘Tres anuncios a las afueras’. El mejor guion sin duda del año. Una tragedia con mucho sentido del humor y con un agradable sabor a los Hermanos Coen.

Todo comienza con la imagen de tres vallas publicitarias que poco después se convertirán en el desencadenante de un vendaval de ira, odio y venganza, con terribles consecuencias para todos.

Con un personaje protagonista en busca de justicia, Mildred (sublime Frances McDormand) que cada vez que abre la boca deja una frase antológica.
Y un personaje antagonista, el policía Dixon interpretado de manera magistral por Sam Rockwell, que sufre una auténtica transformación.

2 personajes tan bien escritos y con diálogos tan brillantes, que deberían añadirlos a la asignatura de guion. (“- ¿Cómo va el negocio de torturar negros, Dixon?” “- Se dice “Negocio de Torturar a Personas de Color” ahora.”)

Un GUION con mayúsculas donde todo fluye. Donde temas como el racismo o el machismo surgen a partir de la confrontación de los personajes. Al igual que el humor, que permanece al acecho, para dar luz a los momentos más sombríos y no permitir, en cierta medida, que nos quedemos a oscuras.

“Supongo que debemos decidirlo por el camino” es un buen ejemplo de ello.
play it again Sam
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
6
25 de enero de 2018
68 de 75 usuarios han encontrado esta crítica útil
No te perderás ninguna película escrita por los Hermanos Coen.

Si el cine tuviera 10 mandamientos, este debería ser uno de ellos. Porque el universo de los Coen admite tantos adjetivos y una amalgama de géneros tan diversos, que se deberían plantear aprobar ‘Hermanos Coen’ como género cinematográfico.

Y aunque en los carteles de la película incomprensiblemente sus nombres aparecen en letra pequeña, Suburbicón tiene el sello inconfundible de los Coen. Digo incomprensiblemente, porque aun en tiempos donde el guionista permanece en un segundo plano, yo he querido ver esta película en cuanto he leído sus nombres.

No tengo nada en contra de George Clooney, todo lo contrario. Creo que la unión Clooney/Heslov funciona, como bien demostraron con el soberbio guion de ‘Buenas noches y buena suerte’ e incluso con el de ‘Los idus de marzo’. De hecho, son sus dos mejores películas.

Por tanto, ¿Qué podría salir mal si al talento de los Coen les sumamos el de Clooney/Heslov? En mi opinión, los Coen tienen un sello muy personal, muy reconocido por los espectadores y que se aleja mucho del cine de denuncia social / político y con cierta moralina que caracteriza los guiones de Clooney/Heslov.

Y aquí reside el principal problema. La película tiene dos tramas que no funcionan juntas. La trama principal, escrita por los Coen, donde a través de los ojos de un pobre chaval, interpretado por un magnífico Noah Jupe, van desfilando todo tipo de personajes inmorales, empezando por los más cercanos. Una historia con giros, golpes de humor, esos malvados maravillosos a la par de torpes tan característicos en el universo Coen (enormes Matt Damon y Julianne Moore). Y con una última media hora donde el mejor suspense se apodera de la película y de ti.

La trama secundaria, innecesaria, pretenciosa y que te saca de la película de golpe es la escrita por Clooney/Heslov. No viene a cuento que de repente quieran convertir la historia en una denuncia social, racial, política y moralista. Y todo de golpe en unos pocos minutos. NO. La historia de la familia negra en un barrio de blancos está metida con calzador. No sabemos absolutamente nada de esa familia porque solo los utilizan para una de las escenas finales. Para añadir una carga de denuncia y de moralina que carece de profundidad y desentona con la película.

Los Coen y Clooney/Heslov son bebidas lo suficientemente fuertes para ser saboreadas solas.

A veces las mezclas son peligrosas.
play it again Sam
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
1 2 3 4 5 10 17 >>
Preguntas más frecuentes | Política de privacidad / condiciones de uso | Configuración de privacidad | Ir a Versión MÓVIL
© 2002-2020 Filmaffinity - Movieaffinity | Filmaffinity es una página de recomendación de películas y series, y es un medio totalmente independiente cuya principal prioridad es la privacidad y seguridad de los datos de sus usuarios.
All Rights Reserved - Todos los derechos reservados