arrow
Haz click aquí para copiar la URL
España España · Alicante
Críticas de Ovi One
Ordenadas por:
75 críticas
1 2 3 4 5 10 15 >>
9
14 de febrero de 2010
40 de 44 usuarios han encontrado esta crítica útil
De la última hornada de películas Disney en 2D, esta me parece una de las mejores y de las más infravaloradas. No cuenta con princesas, ni príncipes, ni hechizos mágicos realizados por magos y hadas, ni encantamientos, ni maldiciones, ni castillos siquiera... Es más, casi podría decirse que es una historia que recuerda muy poderosamente a un buen cómic de superhéroes, con un origen de personaje que parece rescatado de Superman y con un villano que pretende conquistar "el mundo" por venganza hacia quienes lo desprecian. Al fin y al cabo, un superhéroe es un héroe con poderes o habilidades especiales destinado a luchar contra algo de proporciones grandilocuentes, y Hércules encaja en dicha descripción.

Pero lo cierto es que la historia de este hercúleo personaje no está exenta de la "magia" Disney de siempre, de hecho podría decirse que es la película donde se refleja uno de los amores más sinceros que la factoría jamás haya escrito o mostrado. Que Mégara no sea una princesa al uso y ni tan siquiera tenga el carácter típico de la doncella enamoradiza llama la atención desde su primera frase cortante. Es borde, con mucho carácter y en lo último que piensa es en liarse con alguien, y mucho menos con alguien como Hércules, al que cree creído en un primer instante. El desarrollo del enlace entre ambos es uno de los más lúcidos, al encontrarse con tantas barreras e impedimentos (de hecho, sorprende ver de qué pie cojea la chica al principio), quedando incluso en un segundo plano a favor del avance del héroe en sus aventuras.

Pero esto no acaba ahí, la historia también se sustenta en adaptaciones de mil elementos de la mitología griega, algunos mejores que otros y con anacronismos muy simpáticos, los justos como para no convertir la película en una especie de "Los Picapiedra". Por momentos incluso recuerda al buen hacer de Goscinny en Astérix. Aunque la mayor virtud se encuentra en su desenfadado ritmo, sus canciones y, sobre todo, sus personajes, algunos se atreven a quitarle protagonismo al héroe en algunas escenas, siendo Hades quizá el más carismático de todos.

En fin, que la película lo tiene todo: una buena historia, un buen mensaje, unos diseños sensacionales, gran música, unos personajes magistrales, un desarrollo ágil, momentos épicos, un final a la altura... ¿Qué más se puede pedir?
Ovi One
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
4
5 de agosto de 2009
53 de 85 usuarios han encontrado esta crítica útil
Estoy completamente de acuerdo en que hay que valorar las películas según su contexto histórico y por ello valoro mucho algunas en las que tengo en cuenta lo que supusieron para la época y las limitaciones con las que se topaban entonces. Sin embargo, todo tiene un límite y lamento decir que lo he encontrado en la primera incursión de Romero al cine.

La premisa es magnífica, el concepto sensacional y la historia interesante, no puedo ni imaginarme lo mucho que tuvo que impactar en su época. Pero por desgracia, creo que ahí se quedó todo, el resto me parece muy mal hecho y directamente penoso, con lo cual el tiempo ha perjudicado mucho al filme en sí.

Empezando por los actores, los cuales me parecen terribles en el peor sentido de la expresión. Destacando sobre todo el cura que aparece sólo (gracias a Dios, válgame la ironía) al principio y al final de la película, donde da muestras de un histrionismo y sobreactuación que ríete tú de Paz Padilla. El resto tampoco es que esté muy allá, siendo el único que se porta decentemente el protagonista. De los que interpretan a los zombies mejor ni hablar, que tampoco tenían que hacer mucho pero muestran una desgana increíble, especialmente cuando tienen que alzar las manos agarrando algo. Diablos, ¡si hasta algunos miran a la cámara!

Es decir, no pido que una película sea impecable técnicamente, pero es que en esta ocasión pienso que se apoyaron excesivamente en el blanco y negro para hacer cualquier tropelía sin mimo alguno. Y no lo digo sólo por los zombies, no, sino por todo: decorado, maniquíes empleados, maquillaje en las heridas (¿es una quemadura o un morado eso?), luces imposibles en todas partes por el bien de la fotografía, etc, etc. Todo tiene una sensación de acartonado e irreal que tira de espaldas.

Luego está el desarrollo, lento y alargando partes que no necesitaban tanto metraje, como el principio en la casa o los informes de la televisión y la radio, que se hacen eternos. Yo pienso que la invasión zombie en los exteriores de la casa daba para más.

Si tengo algo que salvar de todo esto, sería el ambiente, que está lo bastante bien conseguido como para decir que algo de tensión sí que hay. De todas maneras, creo que esto se logró por el blanco y negro y los encuadres, que son sin duda lo mejor que ha dado la dirección de Romero en esta película.

Lo cierto es que estoy siendo quisquilloso, no lo niego, pero del mismo modo que todo el mundo pasa por alto estos detalles, que se podrían haber evitado con un poco de oficio. La verdad es que no comprendo cómo se puede ensalzar tanto una película como esta, que aunque haya servido de gran inspiración para muchos filmes de zombies posteriores, no creo que esté a la altura de muchos de éstos.
SPOILER: El resto de la crítica puede desvelar partes de la trama. Ver todo
Ovi One
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
6
13 de abril de 2009
41 de 61 usuarios han encontrado esta crítica útil
Empieza de fábula, nada más empezar a verla parecía que iba a ser el equivalente de El Jovencito Frankenstein (obligatoria, en serio) para los vampiros, lo cual quiere decir que yo vaticinaba una parodia divertidísima de las películas de la Hammer digna de ser considerada un clásico.

Todo empieza con una especie de Van Helsing viejo acompañado de un discípulo (con otros nombres, claro) que van a ver si son ciertos los rumores de que von Krolock, poseedor de un castillo, sea realmente un vampiro. Éste es un trasunto de Drácula, solo que mucho menos solitario, ya que su castillo está repleto de "invitados", por así decirlo.

Lo dicho, empieza de maravilla, parece que va a ser una película paródica fantástica y los actores se portan de maravilla en unos decorados impresionantes y unos efectos decentes. Lo que se dice una calidad técnica de órdago, superior a las de la Hammer, que contaban con mucho menos presupuesto.

¿Problema? El guión. Es pobre, tiene pocos gags y encima repetitivos, haciendo hincapié demasiadas veces a un humor digno de Pajares y Esteso, y otras veces a uno similar al de Mortadelo y Filemón, con golpes y chichones. Para colmo, apenas hay gracias ocurrentes y la película termina de una manera abrupta, dejando al espectador exclamando un: -¿Ya está? ¿Eso es todo? bastante desesperanzador. A mitad de la película, se desvanece la impresión de que pueda ser el equivalente al Jovencito Frankenstein, y gran parte de la culpa la tiene el ritmo lento y pausado que tan mal le viene a un film de estas características.

En otras palabras, no es mala, pero tampoco buena. La veo una película fallida con muy buena presentación y unos actores más que competentes. Con todo lo que tenían a su disposición... da pena pensar en lo flojo que quedó el resultado final. Lástima.
Ovi One
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
8
13 de abril de 2009
18 de 20 usuarios han encontrado esta crítica útil
Extraña traducción, siendo el nombre original: Frankenstein Must Be Destroyed. De todos modos, esta es la mejor de todo el ciclo, curiosamente la más cercana a la novela de todas las de la Hammer, por mucho que la criatura sea simplemente un cerebro pasado a otro cuerpo. El hecho de que el doctor sea más inhumano que nunca en sus métodos por el bien de la ciencia y el que su experimento sea una víctima existencial que jamás pidió existir de esa manera, ya es más cercano a la sensibilidad de la novela que el resto de las películas de la saga. Por eso, y teniendo en cuenta que esta es la más intensa de todas, así como la que más suspense y tensión provoca, puede que sea la mejor.

Una pequeña joya.
Ovi One
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
7
7 de febrero de 2010
16 de 17 usuarios han encontrado esta crítica útil
Tiana y el Sapo, bajo este terrible título (alguien debería decirle a los traductores que un sapo no es lo mismo que una rana, pero bueno) se esconde una nueva película de Disney en animación tradicional, tras tanto tiempo deseando destacar con más de un film en 3D bajo la sombra de Pixar. Para ello, han apostado fuerte y han contado con dos directores que ya hicieron gala de su buen hacer en la compañía en tiempos pasados: John Musker y Ron Clements, los que estuvieron al frente de películas como Basil el Ratón Superdetective, La Sirenita, Aladdin, Hércules y el Planeta del Tesoro. Ahora vuelven a la carga con el famoso cuento de la rana y la princesa del beso, mezclado con la parafernalia vudú de Nueva Orleans y con una moraleja que no se encontraba en el cuento original. Disney nunca había sido fiel a los cuentos en los que se basaba, pero siempre fue para bien, ya que conseguían unos guiones, aunque sencillos, bastante interesantes y divertidos. Y este film, ¿consigue lo que se propone? Veamos.

En un principio, el film parece incluso más infantil y ñoño que sus predecesores, con unas frases con tanta moralina y tanto "amor" de por medio que podría hacer que uno poco acostumbrado sufra una fuerte sobredosis de azúcar. Sin embargo, esta sensación va disminuyendo a medida que avanza el film, cuando vemos que Disney ya no es lo que era con sus príncipes y princesas (de hecho, hay un poco de autoparodia) y que el mensaje del film es mucho mejor de lo que uno podría esperar en un principio. Aparte, el ritmo sigue siendo colosal, la animación fantástica (especialmente las sombras del gran Facilier), la ambientación de Nueva Orleans cautivadora, te encariñas con los personajes (aspecto en el que creía que iban a fallar) y, sobre todo, tiene un desenlace fantástico y no desprovisto de ingenio. Es más, el personaje de Ray, la luciérnaga, y su historia con la estrella Evangeline, es probablemente una de las más hermosas y cautivadoras que jamás nos ha dado la factoría.

En definitiva, un nuevo clásico de Disney que no desmerece al lado de películas mucho más sobrevaloradas de la década de los 90. Injustamente criticada en exceso, en una época donde todo debe pasar por un filtro de perfección y complejidad que ya huele desde muy lejos. No es Pixar, pero no lo necesita.
Ovi One
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
1 2 3 4 5 10 15 >>
Preguntas más frecuentes | Política de privacidad / condiciones de uso | Configuración de privacidad | Ir a Versión MÓVIL
© 2002-2019 Filmaffinity - Movieaffinity | Filmaffinity es una página de recomendación de cine y series basada en la afinidad entre sus usuarios.
Filmaffinity es un medio independiente, y su principal prioridad es la privacidad, mantenimiento y seguridad de los datos de sus usuarios,
información que no comparte fuera de la web con ninguna entidad y/o empresa, bajo ninguna circunstancia.
All Rights Reserved - Todos los derechos reservados