arrow
Haz click aquí para copiar la URL

Tres anuncios en las afueras

7,6
36.228
votos
Sinopsis
Mildred Hayes (Frances McDormand), una mujer de 50 años cuya hija adolescente ha sido violada y asesinada, decide iniciar por su cuenta una guerra contra la Policía de su pueblo, Ebbing, al considerar que no hacen lo suficiente para resolver el caso y que se haga justicia. Su primer paso será contratar unas vallas publicitarias denunciando la situación y señalando al jefe de policía, William Willoughby (Woody Harrelson), como ... [+]
Críticas ordenadas por:
<< 1 5 6 7 10 69 >>
12 de enero de 2018
10 de 15 usuarios han encontrado esta crítica útil
Apoderándose de la pantalla cada vez que aparece, una extraordinaria actuación de la veterana Frances McDormand es la responsable de un mayúsculo revuelo desarrollado en una pequeña villa del medio oeste norteamericano, en donde todos se conocen y en un lugar en donde aún hoy persisten resabios racistas.

El argumento es muy ingenioso, sólido y perfectamente estructurado en su desarrollo retratando la forma en que una madre herida por la violación y posterior asesinato de una hija publicita —carteles gigantescos mediante— la desidia y la infamia policial reclamando justicia.

El director y guionista McDonagh elabora una descripción y, sobre todo, una evolución creíble en todos los personajes secundarios sin caer en el facilismo de buenos muy buenos y de malos malísimos. Lo interesante es que aborda un hecho dramático en tono casi de comedia, con mucha intriga, acción y utilizando las 2 horas de duración a cabalidad sin que pueda reprocharse metraje innecesario, entreteniendo y sin el mínimo atisbo de aburrimiento.

Como si fuera poco por la mitad de la cinta el guión pega un salto que podría haber resultado en una caída al vacío (amplío en el Spoiler) pero que es un recurso brillante para sostener el relato. Además presenta un final nada maniqueo y, contra la opinión de muchos otros, ni siquiera es un desenlace abierto.

En mi opinión esta es una muy buena película que tiene diálogos brillantes, con excelentes actuaciones y con una banda sonora notable, que merece ser recomendada.
SPOILER: El resto de la crítica puede desvelar partes de la trama. Ver todo
Atilio
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
25 de enero de 2018
9 de 13 usuarios han encontrado esta crítica útil
Que no, que no es una película más sobre la típica madre coraje santurrona que sólo quiere justicia y mucho menos una justicia que sea universal. “Three Billboards Outside Ebbing, Missouri” o su título en España “Tres anuncios en las afueras” Es una película tan inteligente como perversa donde los fuertes cimientos asentados por un prólogo brillante en forma y fondo, son el resultado inminente de un magnífico guión que no permite que la historia se desmorone en ningún momento. El control del lenguaje es absoluto y está utilizado con inteligente precisión, las imágenes escupen verdad y golpean crudas deslizándose lentamente cómo un trozo de carne estampado contra una pared. La cámara marca el ritmo con una belleza que por momentos acaricia y por momentos te zarandea (extraordinario plano secuencia siguiendo a un exacerbado Sam Rockwell) en esta comedia negra, este drama, este original western protagonizado por una mujer, camina en todo momento por un alambre muy fino donde se mantiene todo el tiempo y donde los picos que pega son muy altos pero sus bajadas no son caídas en picado, están medidas con una maestría que de tan perfecta puede resultar algo inquietante.

La evolución constante de los personajes (Soberbios Frances McDormand y Sam Rockwell) y los giros de guión son obra de un delicado orfebre de temáticas violentamente singulares, donde ni los buenos son santos, ni los malos son el diablo, y salvo la aparición de una veinteañera simpática pero simplona, el resto de personajes están compuestos por unas densas capas hábilmente preparadas para poder ir quitándoselas a lo largo de la película hasta que solamente nos queda una tan fina y frágil como un hilo de costura.

Su violencia explícita te incomoda si la miras directamente, pero su constante sátira social y verdad subyacentes te golpean por dentro proporcionándote una reinterpretación subjetiva sobre lo que somos.

“Three Billboards Outside Ebbing, Missouri” es cruel y devastadora, pero es también una de las mejores películas del año.
Ángel Moreira
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
26 de mayo de 2018
6 de 7 usuarios han encontrado esta crítica útil
La verdad es que no entiendo como esta chorrada de película puede acumular tanto elogio. Debe ser que ahora todo lo que incluya algún femicidio, y el condimento común del racismo, es alabado como si fuera la última llegada del Cristo, Joder!
En un momento me partí la caja al ver ese venado digitalizado. ¿Pues que no podían conseguir un venado de verdad?. Me atrevo a decir que ni los animales querían participar de esta película.


El negro que actúa de Morgan Freeman, lo hace muy bien.
SPOILER: El resto de la crítica puede desvelar partes de la trama. Ver todo
JadenSmith
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
26 de julio de 2018
5 de 5 usuarios han encontrado esta crítica útil
Nadie se atreve a decir que esta película es una tomadura de pelo? Mala no... Lo siguiente. Es obvia, predecible, personajes planos, sólo se salva la madre borracha del "mejor actor de reparto"... Ni la banda sonora se salva que parece de un telefilm de domingo a la tarde aburrido...
Pamgrier
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
27 de enero de 2018
55 de 106 usuarios han encontrado esta crítica útil
Mujer golpeada y maltratada por su marido (como todas, por lo menos en potencia), ¿abandonada además al irse (¡¿no quería que se fuera?!) con una de diecinueve? (qué cabrón), madre de hija, muy joven, brutalmente violada y asesinada (otro peligro lacerante y constante) se enfrenta, emprende una cruzada libertaria, verdadera y salvaje contra todos los hombres malos (prácticamente la unánime mayoría, salvo quizás los negros y homosexuales, probablemente, seguramente sea así, eso creo), "Un hombre bueno es difícil de encontrar", diría Flannery O'Connor, especialmente centrada su lucha contra los policías (todos, o casi, homófobos, racistas, violentos y muy lerdos) y los curas (pasaban por allí pero son pederastas de raíz y querencia), con el fin de encontrar/atrapar al malnacidohijodeperra asesino y violador de su querida niña.
Ella es nuestra amada heroína. Amante vocacional y sincera de los animales (condición sine qua non para ser una buena persona, si no pasas esa prueba, mereces el infierno, hay que acreditar esa bondad con algún gesto fehaciente), los enanos (más bien discapacitados métricos), los negros (por supuesto, la duda ofende) y del bien (aunque disimule a veces, es más buena que el cielo, las estrellas y Nevada Las Vegas, lo que pasa es que la pobre arrastra un dolor tan grande que a menudo se pierde, pero ya decimos que es santa y generosa, valerosa y bondadosa como el sol y todas las galaxias, como Oregón, Nueva York, Madagascar y Formentera).
A ver, nos falta algo. Violencia de género, racismo indiscriminado, violaciones, agresiones, mutilaciones, estupefacciones...
Ah sí. Humor del bueno. No todo iba a ser llanto y crujir de dientes. Es también necesario el relajo. Un engrasante para que el pueblo trague. Vaselina que es cosa fina. Entre horror y desgracia algún chiste o comentario ingenioso que anime la fiesta y aliñe el guiso.
¿Y la construcción de personajes, la lógica narrativa, la mesura, el tiento, la coherencia, el pudor, la vergüenza, la honestidad, la franqueza?
Jaja. Nada. Son paquetes, meros instrumentos para introducir tres o cuatro ideas boyantes, óptimas, respetables y pertinentes.
¿Qué harías si fueras un director con algunas pretensiones y grandes ambiciones?
a) Cuestionar el mundo actual con sus monsergas, propagandas e ideología dominante. Debatir, dudar, replantear, preguntarse, desnudar, valorar, temblar, sutilizar.
b) Montarte en el carro de los vencedores. Volverte un esbirro o nada más que comercial. Dar forma al discurso oficial. Ser parte del paisaje. Ponerte en la foto y recibir premios por tu buen comportamiento. Amar a los perros fieles.
c) Ni lo uno ni lo otro. Lo que te surja o te apetezca. Algo libre y personal. Una observación particular. Una extrañeza insólita. Sentido común. La vida misma. Lo que sea.
Este director ha elegido...
Spoiler:
Para que la oferta fuera completa me faltaban unos cuantos detalles o temas muy interesantes que habían quedado en el tintero:..., unidad de quemados y lanzados, malvados aterradores, palizas insospechadas y habituales, descubrimientos casuales y abismales, enfermedades terminales, suicidios impactantes, madres acojonantes...
Veamos. Unos cuantos asuntillos curiosos más:
- ¿Cómo es posible que tras tirar a un tío por la ventana y agredir a otra persona a plena luz del día y delante de todos (delante del recién jefe negro, por ejemplo), no te detengan inmediatamente y se te caiga el pelo?
- ¿Cómo es posible que a continuación el agredido salvajemente te encuentre casualmente en la habitación del hospital y te ponga la pajita en señal de paz? ¿Es homosexual, buena persona evidentemente? ¿Calmado, reflexivo, gay, obvia, oficialmente?
- ¿Cómo es posible que de cenutrio, cernícalo y troglodita que no tiene ni medio milímetro de cerebro con luz o sano pase a redimido hombre bueno y política y humanamente concienciado y generoso en lo que tardas en beberte ese refresco tan jugoso con pajita mediante?
SPOILER: El resto de la crítica puede desvelar partes de la trama. Ver todo
Ferdydurke
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
<< 1 5 6 7 10 69 >>
Preguntas más frecuentes | Política de privacidad / condiciones de uso | Configuración de privacidad | Ir a Versión MÓVIL
© 2002-2018 Filmaffinity - Movieaffinity | Filmaffinity es una página de recomendación de cine y series basada en la afinidad entre sus usuarios.
Filmaffinity es un medio independiente, y su principal prioridad es la privacidad, mantenimiento y seguridad de los datos de sus usuarios,
información que no comparte fuera de la web con ninguna entidad y/o empresa, bajo ninguna circunstancia.
All Rights Reserved - Todos los derechos reservados