arrow
Haz click aquí para copiar la URL

El abrazo de la muerte

Cine negro Un hombre honrado es arrastrado al sórdido mundo de la corrupción por el influjo de una "femme-fatale" tan bella como peligrosa. Gran obra de Siodmak dentro del género del cine negro. (FILMAFFINITY)
Críticas ordenadas por:
1 2 3 4 5 6 >>
30 de junio de 2007
63 de 66 usuarios han encontrado esta crítica útil
Film realizado por Robert Siodmak, es una de las mejores obras de su etapa americana, la tercera y penúltima de su carrera. Comparte con "Forajidos (Siodmak, 1946) algunos rasgos temáticos, el actor protagonista, el compositor, el realizador, etc. En 1994 fue objeto de un "remake" inferior, titulado "Bajos fondos", que dirige Steve Soderberg.

El relato se basa en la novela "Criss Cross" (1936) de Don Tracy, adaptada por Daniel Fuchs ("Quiéreme o déjame", 1955), que escribe un guión sólido y consistente. A partir de éste el realizador construye una narración que sobresale por su eficacia y sencillez, dos características propias de Siodmak.

El ambiente de los bajos fondos de LA, poblado de personajes criminales, oportunistas, ladrones y asesinos, se recrea con acierto. Slim Dundee (Dan Duryea) encarna, con brillantez, al personaje perverso y desalmado, que lidera la banda de los malvados y maltrata físicamente a su esposa. Yvonne de Carlo da vida, en uno de los mejores papeles de su trayectoria profesional, a una mujer fatal, de rostro angelical y semblante inocente, inconstante y voluble, que dispone de un gran poder de atracción y seducción sobre los hombres y es capaz de practicar el engaño a varias bandas.

La música, de Mikos Rozsa ("Ben Hur", 1959), ofrece un "Tema inicial" solemne, de ejecución orquestal, con predominio de viento y metal, que sugiere la presencia del mal y su capacidad destructiva. Reitera variaciones sobre una sutil melodía de flauta, que a lo largo de la cinta subraya los triunfos del mal.

La fotografía, de Franz Planer ("Vacaciones en Roma", 1953), en B/N, tiñe las imágenes de aires expresionistas, con predominio de escenarios oscuros y sombríos, perspectivas profundas (corredor del hospital), planos picados y luces artificiales, que crean un clima irreal y de fantasía, adecuado para el desarrollo de un drama, que culmina en términos próximos a los de una tragedia clásica. Destacan, sobre todo, dos secuencias, la del baile en la sala de fiestas al ritmo frenético de una orquesta latina y la del asalto al furgón blindado entre explosiones, bombas de humo y disparos.

La acción tiene lugar en LA en el verano de 1949, a lo largo de unos pcos días, ampliados con ayuda del flashback. Se rueda en exteriores de LA (Union Station) y en los Universal Studios. Producida por Michael Kraike, se estrena el 12-I-1949 (EEUU). Es una película emblemática del cine negro clásico.
Miquel
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
11 de mayo de 2007
40 de 43 usuarios han encontrado esta crítica útil
El abrazo de la muerte tiene muchos puntos en común con Forajidos. Bueno, Ivonne de Carlo no es Ava Gardner pero Burt Lancaster las mira a ambas con la misma intensidad. Las dos películas utilizan el flash back y en ambas son importantes las “dangerous liaisons” con un paisanaje que no es precisamente el de las “hermanitas de la caridad”.

Ambos trabajos de Siodmak son muy interesantes. ¿cuál está mejor conseguido? Es difícil, la balanza está muy equilibrada. Tal vez me decantaría a favor de Forajidos por el trabajo fotográfico y una dosis algo mayor de intriga. Pero estoy plenamente de acuerdo con la crítica de Filmaffinity en que nos encontramos ante “Una de las grandes obras de Siodmak dentro del género”

Buen cine negro con un Burt Lancaster que dota a su personaje de un aire entre duro e incauto, una Ivonne de Carlo (nuestra queridísima Lily Munster), de austera hermosura, en un buen trabajo y un Dan Duryea totalmente creíble (y encasillado) en estos papeles de mafioso y delincuente.

Recomendaré especialmente una secuencia: El reencuentro de la pareja en el club nocturno. El baile, la música cargada de sensualidad, la mirada de él, los movimientos de ella...

Francamente buena.
FATHER CAPRIO
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
31 de mayo de 2008
35 de 39 usuarios han encontrado esta crítica útil
Steve (Burt Lancaster), un buen hombre enamorado, que sólo quiere estar con la mujer de otro, pero un buen hombre al fin y al cabo. Un hombre que se deja llevar, que planea un atraco para salvar su relación, un buen hombre engañado.

Anna (Yvonne De Carlo), la dulce mujer enamorada, la mujer fatal, la mujer del gángster. Sólo quiere a un hombre, sólo quiere el dinero, sólo quiere el abrazo de Steve. Ni ella sabe lo que quiere. Tal vez quiera huir.

Slim Dundee (Dan Duryea), el gángster, el "dueño" de Anna, el malo, sin duda. De los de la peor calaña. Poderoso, posesivo, asesino. Quiere a Anna como mujer florero, para tenerla cerca, pero sobretodo quiere el dinero, su obsesión son los billetes y cuantos más tenga mejor. Da igual que estén manchados de sangre.

El teniente 'Pete' Ramirez (Stephen McNally), el amigo de Steve, la conciencia que no escucha, el contrapunto a Anna. Pete es junto con la familia de nuestro buen hombre, el respaldo en el que Steve no se apoya.

El bar, ese sitio de reuniones. Si bebes en la barra siempre te acompañará una mujer, y siempre llevará una copa más que tú. La sala de baile en la que baila Anna, en la que Steve mira como Anna baila y en la que Slim Dundee lo vigila todo.

El robo, el dinero, el final. Ese final, cortante, seco, punzante, inmenso.
Sersolo
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
18 de marzo de 2008
26 de 29 usuarios han encontrado esta crítica útil
Hablar sobre "El abrazo de la muerte" es hacerlo acerca de una de las grandes películas de cine negro. Su director, Robert Siodmak, no es ningún novato en este género. No en vano, el film contiene numerosos elementos característicos del film noir: desde la voz en off (que nos permite identificarnos con Burt Lancaster), pasando por el flash-back, la femme fatale o el (trágico) destino.
La escena inicial comienza con los dos enamorados abrazados, anticipo del sorprendente final que de igual manera les espera a ambos. Estaría casi a la altura del formidable fin de "Soy un fugitivo" de Mervyn LeRoy, sin duda una auténtica joya. A mi modo de ver, este magnifico final es uno de los mejores vistos en este género, tanto por lo inesperado (por amargo), como por estar tan condensado. Casi quita la respiración, y cuando te dispones a respirar, paff, entra ese "THE END", cortante como un cuchillo afilado.
Es sorprendente la claridad expositiva (en contraposición con películas como "Atraco Perfecto", también sobre un gran golpe). El momento clave es cuando Slim (Duryea) encuentra a Anna (De Carlo) y Steve (Lancaster) juntos, y éste ha de sacarse de la manga el ataque al furgón blindado para que no los ejecute allí mismo. Tanto este momento como el del robo es quizás lo menos logrado del film; tal vez el director articula una mera excusa para ir adentrándose en el tortuoso desenlace.
En cuanto a los actores, brilla especialmente Yvonne De Carlo en su ambiguo papel; ora nos hacer creer que ama a Steve, ora se rie de él. Burt Lancaster, quizás no raya a la altura de otras ocasiones, sin embargo hay varias expresiones en su rostro que están al alcance de pocos actores.
La ambientación está muy lograda; por ejempo ese garito. Casi dan ganas de tomar una copa en esa larguísima barra, con esa chica que está a todas horas. El número musical también es de chapó.
En definitiva, una gran película, una de las grandes del "film noir", con un grande -Burt Lancaster- y un final espectacular. Muy recomendable.
Gabriel Ufa
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
22 de octubre de 2008
17 de 18 usuarios han encontrado esta crítica útil
Ejemplar trabajo de Siodmak en su apasionante incursión en el cine negro que mantiene todos los elementos básicos del género, desde la mujer fatal, el mafioso de medio pelo e incluso un robo de por medio, y aun así logra no caer en el tópico. Todos los elemento que componen el film oscilan entre un trabajo notable y sobresaliente. Notables el guión, bien escrito aunque algo irregular, y los actores, que en el caso de Lancaster y Duyrea suplen una interpretación meramente correcta con mucha presencia física. Lo de Ivonne de Carlo es cosa aparte porque nunca me convenció la actriz y aunque no hace un trabajo espantoso tal vez le queda algo grande. Pero solo de sobresaliente se pueden clasificar la maravillosa fotografía de Franz Planer y la contundente música del siempre brillante Miklos Rozsa en plena etapa negra (The Killers, Brute Force, Double Indemnity, The Asphalt Jungle). Y por supuesto el trabajo del protagonista absoluto que es ese grandísimo director llamado Siodmak, logrando imponer su trabajo a los altibajos del guión dando toda una lección de puesta en escena y ritmo, logrando crear una opresiva atmósfera alrededor del personaje principal, teñida de cierto tono trágico e imprimiéndole una singular sequedad al conjunto tan propia de los mejores trabajos del género de ese tiempo (herederos directos de la literatura de los grandes Hammet y Chandler). Entre el esplendido trabajo del director dos momentos magistrales: el travelling cenital que sigue al furgón blindado y el bellísimo plano final de los amantes. Todo un pequeño clásico.
cineoptero
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
1 2 3 4 5 6 >>
Preguntas más frecuentes | Política de privacidad / condiciones de uso | Configuración de privacidad | Ir a Versión MÓVIL
© 2002-2021 Filmaffinity - Movieaffinity | Filmaffinity es una página de recomendación de películas y series, y es un medio totalmente independiente cuya principal prioridad es la privacidad y seguridad de los datos de sus usuarios.
All Rights Reserved - Todos los derechos reservados