arrow
España España · Barcelona - Madrid
Críticas de Mikelowski
Ordenadas por:
1 crítica
1
19 de marzo de 2018
2 de 2 usuarios han encontrado esta crítica útil
La razón de tan baja puntuación es fundamentalmente por los múltiples engaños con los que juega este "documental". A nivel cinematográfico es un desastre, no merece la pena ni comentarlo. A nivel de storytelling tampoco funciona ni a tiros, no tiene ritmo, no cuenta nada y es repetitivo hasta la saciedad. Pero eso es lo de menos cuando lo peor de The Work es... bueno, The Work.

The Work es una terapia de autoayuda inventada por la gurú espiritual Byron Katie después de tener una epifanía. En su propio linkedin aparece como experiencia el voluntariado en prisiones para introducir su terapia. También escribe libros y da charlas para ir sumando adeptos. Vamos, lo que viene siendo una secta. De esto ni mu nos dicen en el documental, claro.

El otro engaño es evidente, pero merece la pena mencionarlo. Los presos y voluntarios están siendo grabados y llevan micrófonos, por tanto, ¿cómo van a ser espontáneos con una crew alrededor que probablemente tuvo que parar de rodar y reajustar los micros 380 veces? Es el gran problema de los documentales y las investigaciones observacionales. Se suele medio resolver intentando intervenir lo menos posible y pasando mucho tiempo con las personas observadas para que se sientan cómodas. En The Work pasan 4 días, ¡4 días! con un grupo formado por presos violentos y ciudadanos corrientes. Pero es que encima no tardan ni 30 segundos en estar todos como en casa. La nueva incorporación del grupo es Kiki, un miembro de una banda que te focka y te parte la boca en cero coma. Kiki se abre al grupo en 20 minutos y rompe a llorar mientras un preso le mira de forma amenazante y mientras otro le toca la mandíbula y le dice que la relaje. Eso a Kiki se lo hacías en la calle y acababas cortado en más pedazos que con una picadora.

Esto se va sucediendo entre los presos y también entre los ciudadanos. Uno de los presos incluso afirma no tener nada por lo que vivir y amenaza con suicidarse. Le curan con este mismo tratamiento. Cara pegada casi besándose y mirada de "si no hubiera cámaras te molía a palos, modafocka". Al final del todo este preso compungido aparece con un cartón donde anima a las mujeres que vean el documental a escribirle. Jajaj, me quito el sombrero. De suicida a Julio Iglesias en 4 días.

En fin, un disparate todo lo que se ve aquí. Pero por alguna razón la crítica está ensalzando esto. Shame on you BBC por entrar al trapo.

Ojalá se pudiera reinsertar a criminales violentos con este método, pero la realidad no es tal. Y tampoco sirve para resolver los dramas personales. Nuestras conductas vienen influidas por miles de estímulos, la sociedad, la educación que recibimos y también nuestra naturaleza interna, la genética. Hay personas más violentas que otras, su frustración y una serie de circunstancias o malas decisiones pueden llevarles a matar a alguien. Necesitan psicólogos, psiquiatras, educadores sociales y mucho tiempo y paciencia para reencauzarlos. Y a veces ni así.
Mikelowski
¿Te ha resultado interesante y/o útil esta crítica?
Preguntas más frecuentes | Política de privacidad / condiciones de uso | Ir a Versión MÓVIL
© 2002-2018 Filmaffinity - Movieaffinity | Filmaffinity es una página de recomendación de cine y series basada en la afinidad entre sus usuarios.
Filmaffinity es una web independiente, en ningún caso comparte los datos de sus usuarios.
All Rights Reserved - Todos los derechos reservados